Eigavisión

Un espacio de reflexión sobre cine japonés

‘Tetsu no ko’: Aleación de recuerdos

Tras unas semanas de receso, en las que causas de fuerza mayor me han hecho descuidar un tanto el blog, le doy cuerda de nuevo para ir trayendo algo de arena que se ha ido quedando en los bolsillos, con algunas reseñas que quedan pendientes. Empiezo por la más reciente, para descubrir una pequeña joya como es Tetsu no ko (『鉄の子』), de Fukuyama Kōki.

Lo de pequeña lo decimos por algunos datos que hablan de limitaciones. Se trata de una película corta, que con sus 74 minutos roza el límite de no ser considerado largometraje. El presupuesto –cubierto por la iniciativa del Skip City International D-Cinema Festival en su giro hacia la promoción de nuevos autores, una vez que la filmación digital ha dejado de ser una particularidad novedosa para ser la norma–, también es mínimo. Y a consecuencia de ello, el rodaje también tuvo que ser forzosamente corto. Parece un milagro que se pudiera completar todo el trabajo en sólo 8 días, especialmente porque la película está protagonizada por una pareja de niños, a los que no siempre resulta fácil dirigir y cuyo horario de trabajo esté legalmente más restringido que el de los actores adultos.

La historia retratada habla de la formación y ruptura de una efímera familia, un padre con su hija que se mudan a vivir a casa de la nueva novia de este, una joven viuda con un introvertido hijo que vehiculará la narración. La enésima vuelta de tuerca al tema de la familia y sus nuevas y conflictivas formas. El difícil encaje entre los dos hermanos forzados les lleva a aliarse para destruir la recién formada pareja. Ese empeño depara unas cuantas situaciones cómicas que salpican el film de escenas simpáticas, pero es el primer indicativo de que no estamos ante una historia complaciente. En efecto, la situación se irá torciendo para acabar de forma poco amable.

Tal vez lo más llamativo del film es que su argumento haría previsible un tratamiento más sórdido y oscuro del mismo. Y sin embargo, Fukuyama ha dispuesto una imagen luminosa y un tratamiento fílmico ligero, que se empieza viendo con agrado y va haciéndote fruncir el ceño poco a poco, de forma sutil pero imparable. Esta aparente banalidad y falta de dramatismo logra, sin recurrir a atajos propios del sentimentalismo, resultar sinceramente conmovedor.

Claro que esa sinceridad, probablemente también el tono del film, se revela como algo natural al saber que el argumento no es más que una recreación de la infancia del director. Y de su efímera hermana. Según explicó en la presentación del film, tras 35 años desde su separación, su aparición televisiva tras lograr un premio en un festival la puso sobre su pista y pudo contactarle. Retomada la relación, se recuperan jirones de memoria, y el resultado es un guión escrito a cuatro manos –o seis, ya que contaron con observaciones y correcciones de una guionista más experimentada– y un magnífico film a partir de él.

Respecto a este proceso de escritura y recuperación de la memoria, Fukuyama destacó la divergencia entre los recuerdos de uno y otra. Pese a vivir las mismas situaciones, no siempre la versión entre ambos coincidía. El trabajo conjunto les sirvió para entender ciertos mecanismos de autodefensa infantil, al darse cuenta cómo habían dulcificado determinados fragmentos de memoria, hasta que el relato del otro le quitaba el envoltorio para devolverle el recuerdo descarnado. Así, a ciertas escenas que quedaban fuera del plan de rodaje por las comentadas constricciones presupuestarias y de tiempo, se unían otras que fueron conscientemente mutiladas y suavizadas.

Una vida desafortunada puede requerir a un niño de seis años endurecerse como el metal, pero ni que pasen cuarenta años es posible evitar que el contacto con el fuego vuelva el metal maleable. A ambos les resultaba demasiado incómodo ese recuerdo para darle su total entidad sobre el papel, a él le resultaba demasiado doloroso reflejarlo con toda su crudeza en la pantalla.

tetsunoko

El actor Pe Jyonmyon y el director Fukuyama flanquean el póster de la película tras la presentación de ayer en el FCCJ

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Follow Eigavisión on WordPress.com
%d bloggers like this: